Fotografía de un ambiente destinado a comedor con juego de sillas verdes

Las nuevas tendencias en comedores otorgan estilo, clase y originalidad a un ambiente.

Las sillas del comedor guardan uno de los secretos más importantes en el lugar destinado al comedor. Aunque no se usen de forma constante y solo formen parte del momento de la cena o la comida especial, pueden estropear una estupenda velada si no se toman en cuenta dos aspectos importantes, como lo es la practicidad y la comodidad.

 

Las sillas deben tener estos dos aspectos. Por un lado la vistosidad y el diseño, que obviamente forma parte de la decoración, su combinación con el diseño de la mesa, con los objetos decorativos y las paredes, sus telas y diseños y los materiales que conforman, así como la comodidad y funcionalidad son aspectos que necesariamente deben tener presente.

 

Para entender eficazmente como hacer de las sillas del comedor un objeto funcional y a la vez decorativo, hay que tomar en cuenta un aspecto básico, su uso. No es lo mismo una silla de un amplio comedor donde una cena puede extenderse más del tiempo programado a una silla para uso rápido, como un desayuno o un abreboca.

 

Las sillas para un amplio comedor deben estar pensadas para momentos donde el disfrute, tanto de la comida como de la velada tengan esa fusión de elementos importantes, sin embargo, aquí también aspectos como la decoración, la iluminación y el tamaño del ambiente influyen notablemente. 

 

Los estilos de sillas para comedor son muy variados, principalmente ahora donde se imponen los nuevos estilos, formas y diseños, sin embargo hay que tomar en cuenta su composición, estructura, materiales y telas que conforman las sillas.

 

Las recomendaciones para elegir la silla ideal para el comedor van desde la madera, el diseño de estas o las fabricadas con otros objetos. También para diferentes estancias, como las fabricadas para espacios exteriores o jardines, pero hay que tomar en cuenta un aspecto importante que es el peso y la comodidad que tengan para que los comensales puedan moverse con facilidad.

 

 

Detalle de silla de comedor sin apoyabrazos estilo cocoon

Los nuevos diseños para sillas del comedor son versátiles, con diseños nuevos y ofrecen gran comodidad

 

 

Hay sillones para mesas que aparte de otorgar al ambiente un sentido moderno y dinámico son muy funcionales y hermosos. Estos vienen en telas con tonos suaves que combinan con cualquier color de las paredes y hasta en diseños con estampados que dan un toque original. Aquí también es fundamental tomar en cuenta el diseño de la mesa, para que estas sillas no desentonen con ella o tengan espacios muy reducidos o respaldos muy grandes. Hay sillas que tienen zonas para apoyar los brazos que no pueden ser necesariamente funcionales en todos los casos. Las sillas también deben ser antiresbalantes.

 

Las sillas del comedor tienen diversos estilos. Hay modernas, clásicas, minimalistas y hasta algunas fabricadas en plástico o piel sintética, en todo caso, escoger la más idónea no es difícil. Un asesor de una tienda especializada siempre tiene una serie de opciones funcionales que le ayudarán a escoger la ideal.

 

Las telas son igual de necesarias para los estilos nórdicos, clásicos o modernos. En estos casos muchas vienen con fabricación de metal y cuero, aunque estas están más enfocadas a los aspectos informales. Las sillas tapizadas con ribetes o tachas y telas estilo clásico se usan para comedores más sobrios o de lujo, y los modernos, algunos con telas lisas sin estampados y por supuesto cómodos, forman parte de las nuevas tendencias decorativas que han resultado todo un suceso en materia de muebles modernos.

 

Las tapizadas ofrecen una excelente amortiguación por el acolchado que tienen, y son ideales para pasar horas, sin embargo las de madera o las que se unan en exteriores como el mimbre, pueden significar incomodidad y marcar la piel. Es importante que la estancia en el ambiente del comedor tenga un conocimiento previo de los anfitriones sobre el tiempo destinado a la actividad y así evitar que los comensales tengan que levantarse del asiento para mitigar un momento incómodo.

 

 Fotografía de comedor Palais rosa Un ambiente cálido, reconfortante y relajante se relaciona con una decoración eficiente, nivelada y sofisticada donde el comedor y sus sillas son su principales protagonistas.

 

El respaldo es otro aspecto importante, ya que este puede resaltar una hermosa estancia o reducir un aspecto que puede resultar beneficioso a la decoración. Un respaldo muy alto o muy bajo puede maltratar la zona baja de la espalda, pero algunos ya tienen diseños y telas que brindan una excelente amortiguación a la zona, esto también depende del tiempo que la velada en este espacio tenga. Los respaldos bajos son más usados para ambientes modernos, diferentes, formales o informales, y la mayoría son flexibles y se adaptan a la anatomía de la espalda.

 

Los apoyabrazos son también importantes a la hora de escoger las sillas del comedor. El aspecto estético es importante pero también la funcionalidad. Las sillas sin apoyabrazos son las más usadas por su peso liviano y son excelentes para guardar debajo de la mesa cuando no se usen, pero esto también depende de la altura de la mesa. Una silla sin apoyabrazos que sea demasiado alta o baja influye en la comodidad de los comensales. Las sillas con brazos son ideales para estancias más largas, hacer la sobre mesa o disfrutar de una bebida después de comer, y son ideales para descansar.

 

En último aspecto y no menos funcional, son las patas. Estas deben tener una función igual de importante entre estética y funcionalidad. Un aspecto básico en materia decorativa es la combinación entre las patas de las sillas y las de la mesa. También es importante, según el diseño, que estas no sirvan como obstáculo para la circulación de las personas y no se tropiecen con ellas. Las patas también ayudan a que el peso y el tamaño de los comensales sea el ideal, y es indispensable que no tengan desniveles para evitar que la silla se mueva ante el mínimo movimiento de las personas por lo que es importante, ante el desgaste, revisar periódicamente la nivelación de estas.